Muestra tu cariño con un menú romántico casero a un precio muy asequible

San Valentín es ese día del año que muchos aprovechamos para tener un gesto de amor simbólico que represente ese cariño que está presente también el resto del año. La situación económica puede determinar el coste de esa representación, pero nunca engrandecerá o despreciará el gesto. Precisamente, pensando en todos esos bolsillos que no se pueden permitir un gran desembolso, traemos un menú romántico para una perfecta velada casera.

Sin tener que desembolsar una gran cantidad de dinero, podrás convertirte en el rey o reina de los gestos de amor. Y además, demostrar que eres un/una cocinitas ¡Porque por el estómago también se conquista!

Eso sí, necesitarás cierto tiempo de preparación y mucha paciencia si la cocina no es lo tuyo.

Entrante: tempura de verduras

A pesar de ser un frito, es un plato sano y bien considerado, de esos que le pueden gustar a (casi) todo el mundo.

  1. Corta en tiras finas de tamaño similar media pieza de pimiento, media de cebolla, media berenjena y medio calabacín.
  2. Mezcla en un bol el rebozado: un huevo, 150 gramos de harina, 250 mililitros de agua previamente refrigerada (muy fría) y sal al gusto. Mezcla bien para que no queden grumos y reboza las verduras.
  3. Fríe en aceite de oliva muy caliente y deja reposar sobre papel absorbente para retirar el sobrante de aceite. Sírvelas acompañadas de salsa de soja o de miel, según vuestra preferencia.

Plato principal: salmonete al horno

Un pescado sabroso que bien preparado, será también elegante. La guarnición que recomendamos, tras el entrante vegetal, son las patatas estilo panadera. Aunque siempre puedes apostar de nuevo por la verdura en otra de sus formas.

  1. Limpia bien de escamas y espinas el pescado y filetéalo. En pescaderías como las de Eroski, lo harán por ti con mucho arte.
  2. Salpimiéntalo y añade una rama de romero y gotas de zumo de limón. En la cazuela añade también una pizca de ajo molido.
  3. Regar todo con un chorro generoso de aceite de oliva y una pizca de agua.
  4. Hornear e ir añadiendo más agua si es necesario, para que nunca se quede seco. Tardará unos 40 min. a 200º.
  5. Emplatar con las patatas y decorar con ralladura de limón, por ejemplo.

Menú romántico postre

Postre: flan en forma de corazón

Cualquier dulce en forma de corazón será el broche final perfecto al menú romántico. Un flan casero decorado con una fresa y nata es nuestra apuesta.

  1. Bate en un bol hasta obtener una mezcla homogénea: 2 huevos, 125 mililitros de leche, un par de cucharadas soperas de azúcar y extracto de vainilla.
  2. En una olla, cocina el líquido hasta que hierva.
  3. Viértelo en moldes con forma de corazón, que previamente has podido aderezar con caramelo.
  4. Déjalo enfriar hasta que llegue a temperatura ambiente antes de pasarlo al frigorífico.
  5. Sírvelo emplatado decorado con una fresa y nata montada.